viernes, febrero 22, 2008

Relámpago


Fulgor de unos ojos que cada noche se derraman como una lluvia de estrellas, estremeciendo el sentido anhelante de una piel que llama, con voz anochecida, suplicando el roce incandescente de los labios amados, amantes, posesivamente ajenos.

7 comentarios:

Armida Leticia dijo...

Dice una canción muy conocida por acá:

Te quiero mas que a mis ojos,
mas que a mis ojos te quiero,
pero quiero mas a mis ojos,
porque mis ojos te vieron...

Desde México.

Libra dijo...

Hola, cheposín

Vengo a dejarte un saludito
desde mi nuevo blog,
ya que el anterior me lo censuraron.
:-(

Besicos y sonrisas

Libra

Turulato dijo...

Hay miradas bellísimas, que funden los neveros del alma como el sol de primavera.
Miradas luminosas, que hablan y que ríen.
En fin, ojos vivos plenos de dulzura

Anónimo dijo...

Y hay miradas que seducen y miradas que besan...

Kalía dijo...

Los ojos reclaman a los demás sentidos.

El fuego del alma sale siempre por los ojos.

Y si no hay fulgor, ¿hay alma?


Cuídate.

Turulato dijo...

Hay alma Kali, pero le falta la Esperanza.
Por eso no hay que perderla nunca. Sin ella no hay fulgor y sin fulgor reina la tristeza, falta la risa

MABANA dijo...

Gracias x el regalo....tat